ME TOCÓ defender al INE ante ataques.- Córdova

Érika HernándezCd. de México (26 marzo 2023).- A Lorenzo Córdovase le acusa de ejercer, en los últimos años, una presidencia del INE con beligerancia y protagonismo. Él argumenta que frente al ataque del Presidente y Morena contra el organismo electoral, únicamente dio la cara por la institución.

«Me tocó ser presidente del INE en un periodo en el que, por primera vez en la historia de la democracia mexicana, el órgano electoral fue objeto de un hostigamiento reiterado por parte del Gobierno, del poder, en consecuencia, me tocó defender a la institución«, justifica en entrevista.

Sin embargo, reconoce, si su gestión no concluyera el 3 de abril, quizá las circunstancias -de crispación y enfrentamiento con el poder- le impedirían ser el árbitro en la elección de 2024.

«Muy probablemente la defensa que, desde el INE, estamos haciendo de la democracia y descalificar una reforma electoral profundamente inconstitucional, me colocaría en una circunstancia en la que tal vez ya no podría arbitrar una elección en el futuro, pero eso ocurre justamente de cara a la salida».

En 8 días, Córdova concluirá un ciclo de 11 años como consejero electoral, 9 de ellos como presidente del Instituto. Asume aciertos, errores y escándalos.

¿El árbitro terminó por entrar al partido como jugador?, se le cuestiona.

«Es muy fácil decir ‘Ay es que fuiste protagónico’. Hay quien dice que si no hubiéramos entrado en una lógica, no de confrontación, sino de explicación de cómo estos ataques al INE no sólo eran injustificados sino estaban sustentados en falacias y en mentiras, no le habría ido igual al INE.

«¿De veras? Ahora resulta, por defender al organismo de los ataques del poder, somos responsables de los ataques del poder. No truquemos las cartas», defiende.

Durante su periodo, a Córdova le tocó instrumentar la reforma electoral de 2014; una decena de casos escandalosos de trampas e ilegalidades de partidos, aspirantes y organizaciones, algunos con resoluciones cuestionadas.

Así como acusaciones de excesos en el gasto, lujos y privilegios del INE; arbitrar la elección presidencial del 2018, y, por primera vez, realizar una consulta popular y una revocación de mandato.

Su salida se da en medio de la etapa más difícil del órgano electoral por las descalificaciones y críticas de Andrés Manuel López Obrador y Morena, y de la incertidumbre por el Plan B de la reforma electoral, impugnado ante la Suprema Corte de Justicia.

-¿Debió ser un presidente mesurado en su discurso?

«Idealmente coincido con lo que decía José Woldenberg: ‘el árbitro ideal es un árbitro discreto’, pero hay que leerlo completo, porque ha dicho: ‘hay veces en las que el árbitro tiene que aparecer porque si no aparece, el juego se descompone'», responde.

Por ello, justifica que no fue omiso cuando dolosamente se desacreditó el trabajo del organismo, y niega que su postura haya dañado al Instituto.
Relación con AMLOCuando Córdova llegó al Instituto, en el 2011, se afirmó que había sido propuesto por el PRD en la Cámara de Diputados, y por ello mantenía una relación estrecha con López Obrador, entonces cercano a ese partido.

Él asegura que todos los partidos le pidieron participar en el proceso de selección, por lo que no le debe favores a ninguno.

Recuerda que antes de 2018 mantenía una relación estrecha con el tabasqueño, amigo de su padre, por lo que era frecuente reunirse en privado con él.

Una vez que llegó a la Presidencia, lamenta, buscó, en varias ocasiones, sostener un encuentro, pero el Mandatario federal se negó, con el argumento de que se podía malinterpretar.

Reconoce que le hubiera gustado hablar directamente con él para aclararle cómo funciona el INE, porque sus descalificaciones están basadas en mentiras, pero, asume, lo que está detrás del ataque es que el Instituto no se subordinó al poder.

«Yo no digo que sea por el INE que hoy nos gobiernan (Morena), porque la ciudadanía se expresó, pero eso pudo ocurrir en unas elecciones en las que se garantizaron todas las condiciones de equidad de la competencia», advierte.Los desafíosEl presidente del INE asegura que le tocó enfrentar seis grandes desafíos: la primera, aterrizar la reforma electoral del 2014, que parecía impracticable porque multiplicaba las facultades y obligaciones del organismo.

Después, sacar adelante el proceso electoral de 2015, en el que hubo, como nunca, amenazas de boicot a la elección intermedia por la reforma educativa y por el enojo de la desaparición de los estudiantes de Ayotzinapa.

Así como lograr una elección presidencial compleja, como la del 2018, con un ambiente polarizado; ejecutar elecciones en medio de la pandemia –como fueron las del 2020, 2021 y 2022-, y realizar, con presupuesto limitado, la consulta popular y la revocación de mandato.

Sin embargo, dice, lo más difícil es dejar al organismo en una situación de vulnerabilidad e incertidumbre por la reforma electoral, aunque confía en que la Suprema Corte la echará abajo.

A él, considera, no le toca calificar su gestión como presidente del INE, pero, argumenta, su periodo es el de mayor «estabilidad política y gobernabilidad democrática de toda la historia del País», pues no se registraron conflictos electorales.

Además, recalca, cuando asumió el cargo, la credibilidad del Instituto era del 40 por ciento, y ahora, tras el trabajo de tres generaciones de consejeros, subió a 70 por ciento.

Se va, añade, confiado en que la nueva integración del INE –con los cuatro integrantes que los sustituyen– no altere el funcionamiento institucional de manera negativa, aunque éstos sean perfiles ligados a la 4T.

Le gustaría pensar, agrega, que con su salida los ataques al INE concluirán, pero prevé que la guerra de descalificaciones y hostigamiento desde la Presidencia y los círculos del poder se intensificarán.Los excesosCon Córdova como presidente, el INE ha sido acusado de excesos y descontrol en el gasto, señalamientos que se acentuaron en este sexenio.

Frente a eso, el consejero ataja: «Lo que se tenía que reducir ya se redujo».

Por ello, defiende gastos en remodelaciones, construcciones, equipo, prestaciones a personal –incluidos los consejeros y representantes de partidos– y costo de elecciones en la historia del organismo.

En 2016, REFORMA dio a conocer la inversión por mil 100 millones de pesos que haría el INE para construir un nuevo complejo en la sede central, que, tras el escándalo, se canceló.

Para el consejero, fue una mala decisión suspender el proyecto porque no era un exceso, sino un ahorro con el tiempo porque se dejarían de pagar rentas, pero hubo «incomprensión» de la opinión pública y el Instituto no supo explicar el alcance.

Aclara que se ha gastado lo necesario en la operación del INE y podrían abaratarse las elecciones, si el Congreso consultara a los consejeros qué debe cambiarse.

«Entiendo la preocupación por abaratar costos, pero dimensionémosla, pensar que el INE cuesta mucho así sin más es caer en la trampa de quien ha querido desprestigiar al INE, al personal y al trabajo del INE».

Los escándalos

Tenía un año como presidente del INE, cuando en el 2015, en pleno proceso electoral y antes de imponer una sanción al PRI, se filtró una conversación en la que «se burlaba» de líderes indígenas que habían ido a exigirle candidaturas.

Reconoce que es una mancha que estará presente, sin embargo, refuta, en ocho años no le han encontrado algo más para golpearlo.

«Autocríticamente he cometido errores. En ese caso, fue un error mío no asumir que yo era objeto de espionaje y comportarme con la laxitud de mis comunicaciones privadas. Me deja dormir tranquilo que después de ocho años lo único que desde el Estado, a pesar del espionaje del que somos objeto en este País, es lo único que me han encontrado», añade.

Aclara que no sólo ofreció una disculpa pública y privada a quienes ofendió, sino que propuso acciones afirmativas para incrementar la presencia de indígenas en la Cámara de Diputados.

En 11 años, dice, le han tocado casos emblemáticos de trampas de los partidos y no se arrepiente de la posición que asumió, porque, califica, fue neutral.

Por ejemplo, votar en contra de perdonar las tarjetas de Monex, que se repartieron en la campaña de Enrique Peña Nieto, la sanción al PVEM en 2015 por violaciones constantes a la norma, fideicomiso de Morena para la reconstrucción, no bajar los spots de AMLO previo a la elección de 2018, no conceder el registro al partido de Felipe Calderón y Margarita Zavala o retirar el registro a precandidatos de Morena.

«Al INE no se le puede achacar de aplicar varas distintas», considera.

Acepta que dejará pendientes casos polémicos, como el dinero de la petrolera Odebrecht o Pío López Obrador, sin embargo, justifica, la omisión y falta de cooperación de otras dependencias gubernamentales, como la Fiscalía General de la República, provocaron que no se avanzara.

«No ha sido producto de una negligencia ni de una falta de diligencia del INE sino de que hay instancias que no han querido colaborar, son circunstancias que trascienden nuestra capacidad de actuación».Hombre de izquierdaUna vez que concluya su mandato y se tome unos días de vacaciones, Córdova regresará como profesor de derecho a la UNAM y, desde esa posición, advierte, seguirá defendiendo al INE.

Acusado por Morena de ser un hombre de derecha, el académico se define de izquierda. Sin embargo, lamenta e ironiza, en México no existe ningún partido que represente esa corriente.

«Soy de izquierda, de la izquierda de a de veras, yo crecí en una familia de izquierda, y mientras otros estaban en el oficialismo yo abrevé de las ideas de izquierda», apunta.

Frente a la insistencia del Presidente y Morena de que aparecerá en la boleta como un candidato «de la derecha», él afirma que no está en su proyecto de mediano ni largo plazo. Tampoco se irá del País.

«Si me invitan al extranjero iré a dar conferencias, cursos. Aquí me voy a quedar a pesar de que, estoy casi seguro, seremos objeto de una persecución política. Un demócrata convencido se queda para defenderse y no huye para hacerle el caldo gordo a los autoritarios», agrega.

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

ESCONDEN montos pagados a médicos cubanos

Jorge Ricardo Cd. de México (29 mayo 2023).- Hasta el próximo sexenio se podrá conocer el gasto público destinado a los salarios de médicos cubanos traídos a México. Con